Alexandra Kehayoglou – Paisajes Artificiales

Detalle de obra

La artista visual Alexandra Kehayoglou, formada en el IUNA y en la Escuela Argentina de Fotografía realiza esculturas y utiliza el textil como medio para llevar adelante su obra, siendo la fotografía muchas veces, el punto de partida. Desde sus primeras experiencias se cuestiona la relación entre la materialidad, las emociones y sensibilidad humana. Cada proceso creativo es pensado como una totalidad, una unidad donde técnica, materiales, concepto y espectador forman un todo inseparable para la funcionalidad de la obra. Recientemente convocada para representar a la Argentina en la Trienal que se desarrollará en el Museo Victoria de Melbourne en 2017, su obra recibió tres menciones especiales otorgadas por el jurado de la Bienal Internacional de Diseño (BID), Madrid; cuenta con  exposiciones en espacios internacionales prestigiosos como la Fundación PROA y la Quinta Trabucco de Buenos Aires, el Victoria and Albert Museum de Londres y el Paris Fashion Week (2014) donde realiza una instalación textil junto al diseñador Dries Van Notem, la cual catapulta su carrera a nivel global al ser exhibida posteriormente en Hong Kong y Berlín.

En 2016 presentó el proyecto “No Longer Creek”, una instalación textil interactiva en el marco de Design Miami/ Basel’s Design at Large con curaduría de Artsy’s Alex Gilbert, Elena Soboleva and Kristina Parsons.  Interesada en cuestionar y destacar la problemática mundial en torno a los perjuicios de la mala acción de la mano humana sobre el medio ambiente, Alexandra trabaja alzando una voz crítica que sabe amalgamar la producción de obra a gran escala, la conceptualización que la fundamenta y un aspecto estético que la define. 

Alexandra Kehayoglou, retrato

Maria Carolina Baulo: Artes plásticas y visuales conviven en tu obra: escultura, instalaciones con fuerte presencia de lo textil y fotografía. ¿Cómo estableces esta conexión; cómo interactúan entre ellas?

Alexandra Kehayoglou: Generalmente tengo una idea de lo que quiero lograr con cada obra pero eso siempre se modifica durante el proceso. Suelo sacar fotografías de los paisajes con los cuales trabajo, también hago bocetos en acuarela o lápiz donde aplico tonos y texturas. Desarrollo cada pieza en diferentes etapas.

MCB: Tu trabajo se preocupa por la interacción entre el entorno y los estados anímicos humanos ya desde tus comienzos; contanos sobre las “Cajas Ambiente”

AK: “Cajas Ambiente”, es una de las primeras obras en las que abordé la relación que establecemos con la naturaleza.  En ellas recreo estados de superación anímica que invocan el estado humano desaparecido inscripto en el paisaje artificial de contemplación inversa. Quería detener el tiempo, estaba en la búsqueda de una representación espacial y encontré esta manera de hacerlo.  Es un antecedente a la alfombra, que por su ubicación puede determinar el espacio, el cambio de dimensiones, un estado mental.

 

Alexandra Kehayoglou,_No Longer Creek_, 2016, instalación textil (sistema handtuft) lana 100_ natural – 8,20 m x 6 m



MCB: Las instalaciones textiles “Pastizales” cuentan con un proceso técnico y conceptual más que interesante, además de involucrar lo afectivo que tiene que ver con utilizar materia prima recuperada de una fábrica familiar. Trabajos donde tiene tanta importancia la “mano de obra” como el compromiso pot conservar la memoria y los recuerdos.

AK: Cuando tejo, siento que inyecto una energía especial al bastidor. Es algo que viaja a través del tiempo. Me crié en una familia donde la tradición textil se ha conservado por más de tres generaciones. Mis abuelos migraron a Argentina en 1926. Ellos fundaron la fábrica de alfombras El Espartano y supieron transmitir el amor por el oficio. Como artista  me interesa reflejar la complejidad de ese túnel.  Mi obra captura momentos irrepetibles, documenta el paisaje que se pierde. En este sentido, mi trabajo es cartográfico. Los pastizales hablan precisamente de eso, de conservar un momento sabiendo que no va a volver nunca más. El pastizal es el ecosistema de la pampa. Una superficie de la que queda muy poco, por la soja, y por la sobre explotación de la tierra. La fauna habitante de ese ecosistema fue desapareciendo. La mayoría de los habitantes de la pampa, desconoce esta realidad. Tejerlos es mi manera de llevar la atención hacia ahí y visibilizar este problema.

Alexandra Kehayoglou – Refugio para un recuerdo, 2012, textil (sistema handtuft ) lana 100_ natural -2,70x5m

MCB: Tu obra se exhibió en museos, galerías y espacios culturales importantes en el mundo, pero es gracias a la instalación textil realizada para el Paris Fashion Week (2014), “Before and After”, donde cobras visibilidad internacional y logras transmitir una postura ideológica que llega –gracias a que el contexto donde se muestra el trabajo no es el típico espacio del circuito del arte- masivamente al público.

AK: Mi trabajo puede ser exhibido en distintos contextos siempre y cuando sean coherentes con la obra, con el sentido que le quiero dar. Creo que es importante pensar en presentar el trabajo de una forma interesante y solidaria con el espectador. Esto tiene que ver con expandir los modos de circulación, con derribar algunos prejuicios. En el caso de la colaboración con DVN  fue un trabajo intenso pero todo el esfuerzo que hicimos valió la pena porque aprendimos muchísimo y nos dimos cuenta de que podíamos afrontar proyectos a gran escala. Nos abrió el espectro de posibilidades; fue un antes y después para el estudio.

Alexandra Kehayoglou – Silla para atravesar un invierno, 2013, objeto, madera y textil (sistema handtuft) lana 100_ natural jpg

MCB: ¿Cuáles son los proyectos en carpeta para lo que resta del 2017 y de ahí en adelante?

AK: En Diciembre  estaré representando a la Argentina en la Trienal que tendrá lugar en la National Gallery de Victoria, Melbourne, Australia. La instalación textil que voy a presentar está basada en un trabajo de campo y análisis sobre la posible desaparición del lecho del Río Santa Cruz, uno de los últimos ríos glaciares inexplotados de la Patagonia que conecta los la cordillera de los Andes con el océano Atlántico. Junto a un equipo de de fotógrafos, activistas, biólogos, ingenieros y artistas, bajaremos por el Río Santa Cruz desde su origen glacial hasta el océano Atlántico, por medio de kayaks de travesía. El objetivo de este ejercicio es documentar los paisajes que hoy se encuentran amenazados por dos grandes represas hidroeléctricas llevadas a cabo por un consorcio de empresas chinas y argentinas que generarán la inundación de más de 43.785 hectáreas. Creo que el arte puede abordar estas problemáticas en otro nivel. A través de mi obra puedo dar visibilidad sobre las consecuencias que trae el accionar del ser humano en el paisaje. Esto me permite ofrecer una perspectiva diferente.

Maria Carolina Baulo

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: